Jueves, octubre 07th, 2010 | Author:

“Se debe visitar el Mercado Central de Pon Louis (1844), todo un regalo para la vista y un magnífico escenario para adentrarse en el mundo del regateo y de las compras. El que prefiera adquisiciones de alto nivel puede atreverse con los diamantes. Proceden de Sudáfrica e India, pero como se pulen en Mauricio su precio es dos o tres veces inferior al de España”.

You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed. You can leave a response, or trackback from your own site.
Deja un comentario » Log in