Viernes, enero 28th, 2011 | Author:

La isla de las golondrinas.
Cada hora un ferry parte del muelle de Playa del Carmen rumbo a isla Cozumel. Son sólo 19 kilómetros que pasan volando sentado en la proa de esta rápida embarcación cargada de turistas de piel tostada, hippies, buceadores y nativos que aún conservan en sus rostros la herencia de sus antepasados mayas. La isla de Cozumel, con sus 40 km de largo y 17 de ancho, es la mayor de México y no ha perdido ni un ápice de su ambiente típico mexicano, ni de la hospitalidad de los 60.000 habitantes. Por lo general el turista se aloja en la población de San Miguel, pero el interior, apenas urbanizado y salvaje, está formado por vastas extensiones de playas rocosas, calas, palmerales, junglas de matorrales, lagunas y colinas bajas que merecen la pena descubrirse.
Pocas islas mexicanas ofrecen tantos y tan variados atractivos como Cozumel. Su mágico mundo submarino, por ejemplo, es una auténtica delicia para todos aquellos apasionados de este deporte.

You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed. You can leave a response, or trackback from your own site.
Deja un comentario » Log in