Sábado, agosto 03rd, 2013 | Author:

“¿El último de los uros?” Ya había oído aquellas palabras anteriormente. El indio aymará que nos había llevado hasta allí también había tratado de impresionarnos con una historia parecida. Pero el “último uro” de éste vivía a una hora más de distancia… Nos pareció que lo que buscaba era un pretexto para cobrarnos más por el transporte. Sin duda, aquel muchacho se hacía eco de una leyenda que durante años había oído repetir a sus familiares, como señuelo para atraer al visitante que se arriesga a visitar aquellos lugares tan remotos.

Nosotros sabíamos que en el Titicaca ya no había uros de pura raza. El último de verdad —según se decía— había muerto hacía más de quince años. Así, pues, aquel viejo que tejía la totora sería, en todo caso, el último individuo que hablaba la lengua de los uros en aquella zona. Quizás existieran también algunos uros viejos, diseminados por el Altiplano. Pero, ¿podían ser considerados verdaderamente uros? En la actualidad, era prácticamente imposible encontrar un miembro de ese pueblo que no tuviera también sangre aymará.

“En los días del padre del viejo”, nos explicó un hombre más tarde, “hace aproximadamente treinta y cinco años, hubo una sequía tan grande que esta parte del lago se secó, la totora se marchitó, los peces murieron, los pájaros abandonaron la zona, y los uros se vieron sin ningún recurso de la noche a la mañana. La gente seca (los aymará) trajo su ganado a pastar en lo que había sido el fondo de esta rada, y la mayoría de los uros empezaron a pastorear, mientras que otros aprendieron a cultivar la tierra. Cuando las aguas volvieron a su nivel y la totora reverdeció en el lago, muchos de los uros volvieron a adoptar su forma antigua de vida; pero la mayoría de los jóvenes ya se habían casado fuera de la tribu. Sus hijos ya no tenían sangre negra, ni hablaban la lengua de sus padres… la de la gente mojada”..

Categoría: lugares turisticos
You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed. You can leave a response, or trackback from your own site.
Deja un comentario » Log in